Algunas reflexiones mas en relación al ICOMEM. Son las mías, y nada partidistas.

logo_nov12

Los médicos de Madrid tenemos muchos problemas relacionados con nuestro día a día. La actividad laboral, las guardias y los días esos de “libranza” posterior en los que se está pero no se está, estudios, investigación, preparar sesiones, publicaciones, tiempo par redes sociales los mas 2.0…etc y hombre tambien los médicos tenemos familia, que aunque seamos “raritos”, también las tenemos.

También los médicos tenemos cierto hábito asociacionista. Históricamente somos una profesión que se reune en torno a asociaciones profesionales, sociedades científicas, academias, todas ellas voluntarias, y la mas grande y que es obligada, los Colegios Médicos. Madrid cuenta con un Colegio centenario y con mas de 40000 colegiados. Es la organización profesional mas importante en cuanto al número, la que reune, aunque sea obligatoria, a todos los médicos. Sin embargo es la que mas distante se siente, la que mas problemas ocasiona, al menos desde la repercusión en medios de comunicación.

Con todas las dudas, con toda la controversia, con toda la incertidumbre que rodea a los procesos electorales, etc, el Colegio ha iniciado en paralelo dos de los grandes acontecimientos que la corporación puede poner en marcha y que implica a todos los colegiados. De la elección de compromisarios, que ya me consta por haber recibido el sobre con las papeletas, escribí unas reflexiones hace un par de días. La. De la que aún no tengo oficialmente noticias, la reforma estatutaria, espero que en breve me llegue al domicilio.

Repito, mas de 40000 colegiados. Dos grandes acontecimiento, elección de compromisarios y reforma estatutaria. Todos estamos llamados a participar. Mi pregunta y tambien mi preocupación es saber cuantos compañeros harán uso de su derecho a decidir, a aprobar o modificar o rechazar los estatutos. Si las elecciones para determinar quién gobernará la Institución siempre se han caracterizado por la bajísima participación, ni quiero pensar en lo que sucederá en estos otros casos.

Una profesión tan importante y prestigiosa como la nuestra, precisa de una Institución fuerte, representativa, incontestable, que se sienta como propia, de la que todos sintamos orgullo de pertenencia, y que cualquier Administración sienta respeto por ella y lo que representa.

Miles de papeletas para elegir compromisarios, miles de aportaciones a la reforma estatutaria, miles de asistentes a la asamblea de reforma estatutaria, que tengamos que acudir al Bernabéu o al Calderón a celebrar las asambleas. Sólo con que estas cifras se hicieran públicas, mas de uno comenzaría a temblar. Soy médico, siento orgullo por ello y por eso quiero una representación de la profesión que sea fuerte y unida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s